Obra de misericordia espiritual. Ofrecimiento del dolor por los pastores de la Iglesia

Obra de misericordia espiritual. Ofrecimiento del dolor por los pastores de la Iglesia

martes, 31 de enero de 2017

De los niños es el Reino de los cielos


La Madre de Jesús Sacerdote. María y San Juan Bosco, sacerdote


María y San Juan Bosco, sacerdote


En el principio..., está siempre la madre.

San Juan Bosco, antes de ser sacerdote, recibió de su santa madre, Mamá Margarita, estos sabios consejos:

"Cuando viniste al mundo, te consagré a la Virgen; cuando comenzaste los estudios, te recomendé la devoción a nuestra Madre; ahora te digo que seas todo suyo; ama a los compañeros devotos de María; y, si llegas a sacerdote, recomienda, propaga siempre la devoción a María".

San Juan Bosco cumplió de tal modo estos consejos, que a María Auxiliadora se le llama familiarmente la Virgen de Don Bosco. Él comenzó a hacer popular la devoción a la Auxiliadora. Después, su Familia Salesiana la ha extendido a las 130 naciones del mundo donde hoy presta su servicio educativo y pastoral.

FLOR: Reza un avemaría por las madres de los sacerdotes.

Fuente: Estampa de María Auxiliadora, La Madre de Jesús Sacerdote -16

31 de enero. San Juan Bosco


"Bienaventurados los que se entregan a Dios para siempre en la juventud"
San Juan Bosco

domingo, 29 de enero de 2017

El secreto de la alegría de Jesús. Mons. Luis María Martínez

El secreto de la alegría de Jesús




Es sin duda indiscutible que de la Cruz brota la vida eterna; pero ya que los premios de las bienaventuranzas se inician desde esta vida mortal, ¿será posible que la mayor felicidad de la tierra sea convertirse en Jesús Crucificado? Un autor originalísimo, G.K. Chesterton, escribió acerca de Cristo estas palabras que parecen una intuición genial: "Algo había que escondía de los hombres cuando iba a rezar a las montañas, algo que Él encubría constantemente con silencios intempestivos, y con impetuosos raptos de aislamiento. Y ese algo, era algo que siendo muy grande para Dios, no nos lo mostró durante su viaje por la tierra: a veces discurro que ese algo era su alegría". ¿Llevaría Jesús en el fondo de su Corazón, siempre dolorido, el secreto de la alegría que brota del dolor? ¿Se haría inmenso ese gozo cuando se hizo inmenso el dolor en el Calvario? Ninguna cosa hay en la tierra que tenga encantos comparables con los encantos del dolor; pero ninguna tampoco cuyos encantos sean tan hondos y tan secretos. Todos los matices de la felicidad, derramados en las bienaventuranzas, forman el color único y celestial de la suprema felicidad de la tierra que se esconde en la Cruz. (El Espíritu Santo)

Fuente original: www.la-oracion.com P. Evaristo Sada, LC

Bienaventurados los que lloran



"Bienaventurados los que lloran, porque ellos serán consolados
(Mt 5,5)

Bienaventurados los perseguidos por causa de la justicia


"Bienaventurados los perseguidos por causa de la justicia, porque de ellos es el Reino de los Cielos
(Mt 5,10 )

Bienaventurados los misericordiosos



"Bienaventurados los misericordiosos porque ellos alcanzarán misericordia" 
(Mt 5, 7)

viernes, 27 de enero de 2017

Oración para ofrecer la comunión por los sacerdotes




Padre Celestial, para mayor gloria de tu Santo Nombre, te ofrecemos al Verbo Encarnado que acabamos de recibir en el Sacramento de su Amor, y en quien tienes todas tus complacencias. Nos ofrecemos en su unión por manos de María Inmaculada, por la santificación y multiplicación de tus sacerdotes.

Derrama en ellos tu Divino Espíritu, enciéndelos en amor a la Cruz y haz muy fecundo su apostolado. Amén.

San Gregorio Magno. Regla pastoral


Guardar silencio

El pastor debe saber guardar silencio con discreción y hablar cuando es útil, de tal modo que nunca diga lo que se debe callar ni deje de decir aquello que hay que manifestar. Porque, así como el hablar indiscreto lleva al error, así el silencio imprudente deja en su error a quienes pudieran haber sido adoctrinados. Porque, con frecuencia, acontece que hay algunos prelados poco prudentes, que no se atreven a hablar con libertad por miedo a perder la estima de sus súbditos; con ello, como lo dice la Verdad, no cuidan a su grey con el interés de un verdadero pastor, sino a la manera de un mercenario, pues callar y disimular los defectos es lo mismo que huir cuando se acerca el lobo.
  Por eso, el Señor reprende a estos prelados, llamándoles, por boca del profeta: Perros mudos, incapaces de ladrar. Y también dice de ellos en otro lugar: No acudieron a la brecha ni levantaron cerco en torno a la casa de Israel, para que resistiera en la batalla, el día del Señor. Acudir a la brecha significa aquí oponerse a los grandes de este mundo, hablando con entera libertad para defender a la grey; y resistir en la batalla el día del Señor es lo mismo que luchar por amor a la justicia contra los malos que acechan.

San Gregorio Magno, Regla pastoral

Diario de Santa Faustina (1190) De esta fuente brotan todas las gracias




"De todas Mis llagas, como de arroyos, fluye la misericordia para las almas, pero la herida de Mi Corazón es la Fuente de la Misericordia sin límites; de esta fuente brotan todas las gracias para las almas" 
Diario de Santa Faustina nº 1190)

jueves, 26 de enero de 2017

Jueves sacerdotal



Señor Jesús,
presente en el Santísimo Sacramento,
que quisiste perpetuarte entre nosotros
por medio de tus Sacerdotes,
haz que sus palabras sean sólo las tuyas,
que sus gestos sean los tuyos,
que su vida sea fiel reflejo de la tuya.
Que ellos sean los hombres
que hablen a Dios de los hombres
y hablen a los hombres de Dios.
Que no tengan miedo al servicio,
sirviendo a la Iglesia
como Ella quiere ser servida.
Que sean hombres,
testigos del eterno en nuestro tiempo,
caminando por las sendas de la historia
con tu mismo paso y haciendo el bien a todos.
Que sean fieles a sus compromisos,
celosos de su vocación y de su entrega,
claros espejos de la propia identidad
y que vivan con la alegría del don recibido.
Te lo pido por tu Madre Santa María:
Ella que estuvo presente en tu vida
estará siempre presente
en la vida de los sacerdotes.
Amén
 

26 de enero. Santos Timoteo y Tito

Santos Timoteo y Tito


"Proclama la palabra, insiste a tiempo y a destiempo; reprende, amenaza, exhorta con toda paciencia y doctrina. Porque vendrá un tiempo en que los hombres no soportarán la doctrina sana, sino que, arrastrados por sus propias pasiones, se harán con un montón de maestros por el prurito de oír novedades; apartarán sus oídos de la verdad y se volverán a las fábulas. Tú, en cambio, pórtate en todo con prudencia, soporta los sufrimientos, realiza la función de evangelizador; desempeña a la perfección tu ministerio". 
(2 Tm 4, 2-6)

Epístolas de San Pablo. Segunda epístola a Timoteo

26 de enero. Santos Timoteo y Tito

Solemne exhortación a Timoteo

" Tú, en cambio, hombre de Dios, huye de estas cosas; corre al alcance de la justicia, de la piedad, de la fe, de la caridad, de la paciencia en el sufrimiento, de la dulzura. Combate el buen combate de la fe, conquista la vida eterna a la que has sido llamado y de la que hiciste aquella solemne profesión delante de muchos testigos". (1 Tm 6, 11-13)

Epístolas de San Pablo. Primera epístola a Timoteo

miércoles, 25 de enero de 2017

Oración a Santa Teresita por los sacerdotes

Oración a Santa Teresita por los sacerdotes


Santa Teresita del Niño Jesús,
hoy alabo a Dios por las gracias que manifestó en ti,
y te doy las gracias
por haberle correspondido
hasta el grado de convertirte en una gran santa.
Hoy también te quiero pedir por N______,
de ti aprendí a amar a los sacerdotes
y a apreciar lo difícil que es su tarea,
si tratan de hacerlo por sus propias fuerzas.
Te encomiendo en todo momento a este sacerdote
que ha dedicado su vida a Dios
y te pido que lo ayudes a vencer todos los obstáculos
que él pudiera encontrar en su camino.
Ayúdalo en los momentos de tentación,
ayúdalo a vencerlos en el instante.
Enséñalo a amar a Dios como tú lo amas.
Ayúdalo a ser un sacerdote santo y fiel,
ayúdalo a ser un gran confesor.
Todo esto te lo pido con mucho amor.
Amén

Pensamientos. P. Vasco Pinto de Magalhaes, SJ



¡Saber agradecer! Una actitud que debería acompañarnos siempre es la gratitud. Hay quien agradece poco, hay quien piensa que todo le es debido, y por eso siempre anda enemistado con el mundo. Pero hay también quien sabe ver, aun en las cosas desagradables y difíciles, la ocasión de crecer y purificarse. A éstos nunca les faltan razones para agradecer.
P. Vasco Pinto de Magalhaes, SJ

martes, 24 de enero de 2017

Oración por las vocaciones


Señor Jesús

Tú fuiste enviado por el Padre
para salvar al mundo y mostrar el amor de Dios al mundo.

Tú cumpliste la promesa del Padre
"os daré pastores según mi corazón"
siendo el Buen Pastor que conoces a tus ovejas,
la llamas a cada una por su nombre,
las haces recostar en verdes praderas,
las conduces hacia fuentes tranquilas y reparas sus fuerzas,
las guías por el sendero justo,
vas en busca de las que se pierden y las llevas sobre tus hombros,
las amas y das la vida por ellas.
De este modo,
con tus palabras, con tus gestos y con tus signos
fuiste haciendo palpable, visible y concreto
el amor de Dios al mundo,
que llegó hasta el extremo con tu muerte en la Cruz.

Tú, al ver a las gentes, te compadecías de ellas
porque andaban como ovejas sin pastor
y llamaste a tus apóstoles
para que en tu nombre continuaran tu obra.
Y has seguido llamando a muchos otros a lo largo de la historia.

Por eso, al ver las necesidades de la Humanidad de hoy,
al ver que también hoy hay gentes que de múltiples maneras 
andan extraviadas como ovejas sin pastor,
te pedimos sigas llamando a muchos jóvenes y a través de ellos,
Tú te sigas manifestando como el Buen Pastor
que pasas haciendo el bien,
que amas inmensamente a los hombres y mujeres de hoy,
y que das la vida por ellos.

Que tu Madre, que te concibió por obra del Espíritu Santo,
te llevó en su seno, te dio a luz y te recostó en un pesebre,
te vio crecer en estatura, sabiduría y gracia,
que conservaba y meditaba todo en su corazón,
que estuvo contigo al pie de la Cruz
y Tú nos entregaste como Madre,
mueva el corazón de muchos jóvenes
a responderte generosamente por este camino.

Pensamientos. San Francisco de Sales


El amor es lo que perfecciona nuestras obras. Más aún, si alguien sufre el martirio por Dios con una onza de amor, tiene mucho mérito, ya que ha dado su vida por Dios. Pero si otra persona solamente sufriera un contratiempo con dos onzas de amor, tendría más mérito, porque es precisamente el amor y la caridad lo que aquilata el valor de nuestras obras.
San Francisco de Sales

lunes, 23 de enero de 2017

Venid benditos de mi Padre




Entonces dirá el Rey a los de su derecha: "Venid benditos de mi Padre, recibid la herencia del Reino preparado para vosotros desde la creación del mundo. Porque tuve hambre y me disteis de comer; tuve sed y me disteis de beber, era forastero y me acogisteis, estaba desnudo y me visitasteis, en la cárcel y acudisteis a mí." Entonces los justos le responderán: "Señor, ¿cuándo te vimos hambriento y te dimos de comer, o sediento y te dimos de beber? ¿Cuándo te vimos forastero y te acogimos, o desnudo y te vestimos? ¿Cuándo te vimos enfermo o en la cárcel, y acudimos a ti?" Y el Rey les dirá: "Os aseguro que cuanto hicisteis a uno de estos hermanos míos más pequeños, a mí me lo hicisteis". Entonces dirá también a los de su izquierda: "Apartaos de mí, malditos, al fuego eterno preparado para el diablo y sus ángeles. Porque tuve hambre y no me disteis de comer, tuve sed y no me disteis de beber, fui forastero y no me acogisteis, estuve enfermo y en la cárcel, y no me visitasteis. Entonces dirán también éstos: "Señor, ¿cuándo te vimos hambriento o sediento o forastero o desnudo o enfermo o en la cárcel, y no te asistimos? Y él entonces les responderá: "Os aseguro que cuanto dejasteis de hacer con uno de estos más pequeños, también conmigo dejasteis de hacerlo." (Mt 25, 34-45)



El sacerdote, un simple hombre llamado por Dios

sábado, 21 de enero de 2017

Los sábados con la Virgen María en la escuela de los pequeños escudos. Las jaculatorias



Buenos días amig@s,

Hace ya muchas semanas que no hemos aprendido una nueva jaculatoria y como hoy es sábado, vamos a conocer otra dedicada a la Madre de Dios y Madre nuestra, la Santísima Virgen María.

Decimos: ¡Oh María, sin pecado concebida, rogad por nosotros que recurrimos a Vos! 

Esta es muy importante además de bonita. Sabed que la Santísima Virgen se la enseñó a Santa Catalina Labouré, una religiosa Hija de la Caridad, y le dijo que si la rezaba y llevaba colgada al cuello la Medalla Milagrosa que también le mostró prometía la gracia de vivir bien, morir en paz con Dios y la salvación.

Diciéndola además de alabar a su ausencia del pecado original y su purísima concepción sin mancha recordamos que es nuestra mejor intercesora en el cielo.

Que Dios os bendiga


La escuela de los Pequeños escudos. Los sacrificios II

Los sacrificios II


Buenas tardes niñ@s,

Vamos a continuar con esta asignatura tan importante: los sacrificios ¿os acordáis?

Vimos hace ya tiempo que un sacrificio es hacer algo que nos cuesta para conseguir algo bueno (para nosotros o para los demás).

Vuestra misión como Pequeñ@s Escudos es cuidar de un sacerdote que se os encomienda. 

Ya sabéis que hay muchas maneras de cuidar de él y una de ellas es regalándole flores de amor a Jesús y a María por él en formas de actos de amor al prójimo u obras de misericordia.



En esta ocasión proponemos el siguiente sacrificio:

 
El sábado por la tarde, en lugar de perder el tiempo viendo la televisión, voy a ir con mi madre o padre, tío... a una residencia de ancianos a hacer compañía a alguna persona mayor de las que viven allí ¿No os parece mucho mejor compartir un poco de nuestro amor con otra persona por amor a Dios?

¿Qué podemos hacer allí? A esta persona mayor vuestra sola presencia le alegrará mucho ya que, desgraciadamente, no suelen recibir muchas visitas y menos de gente joven y niños. 

Podemos hacer alguna de estas tareas:

Pasearles con su silla de ruedas de un lugar a otro 
 
Pintar dibujos con ellos (a algunos les gusta mucho)
 
Subirles a la capilla (si hay) ya que a veces no tienen quien les ayude y no pueden ir a visitar a Jesús (esta le va a gustar muchísimo a nuestra Madre, la Virgen María). Si no hay capilla podemos leerles algún pasaje del Evangelio.

 
Darles conversación ya que muchas veces tienen que estar viendo programas muy malos en la televisión para oir la voz de alguien y sus conversaciones.
 
Ayudarles a comer.

Tened por seguro que estos actos de amor al prójimo tienen un gran valor ante Dios y ayudan mucho a vuestro sacerdote.

  ¡Sois muy importantes en el equipo de los 
Escudos de Santa María!

viernes, 20 de enero de 2017

Nuestro ángel de la guarda nos ayuda en nuestra misión



Querid@s Pequeñ@s escudos,

Hoy quisiera que recordárais la maravillosa compañía que Dios ha dispuesto para ayudarnos en el camino de regreso al cielo, nuestro querido ángel de la guarda.

Acordémonos de recurrir a él en nuestras necesidades, él nos ayudará en los momentos de peligro y nos defenderá del enemigo. 

Pero además es una excelente ayuda para hacerle llegar a Dios nuestras oraciones por nuestro amigo sacerdote. Se me ocurre que además de ofrecer oraciones por él podemos hacer algo maravilloso. Podemos escribir una carta a Jesús con dibujos y flores para pedirle favores para nuestro sacerdote, virtudes, dones y todas las coas buenas que se nos ocurran. Ya sabéis: "Son vuestras oraciones preciosas ofrendas de amor que los ángeles del cielo suben hasta el trono de Dios"

Por lo tanto, podemos recurrir a nuestro querido ángel de la guarda para que le haga llegar nuestra carta a Dios.

Ha habido grandes santos que han obtenido mucha ayuda de su ángel de la guarda y han contado con él para ésta y otras tareas muy difíciles. Es objetivo de nuestro enemigo hacernos creer que son seres que no existen para que nos olvidemos que Dios nos los ha concedido para ayudarnos en el camino de nuestra salvación. Debemos vivir acordándonos todos los días de él y pidiendo su ayuda siempre, sobretodo al salir de casa y por la noche al acostarnos.

Jesús nos dijo "Porque yo os aseguro que si tenéis fe como un grano de mostaza, diréis a este monte: "Desplázate de aquí allá, y se desplazará. Y nada os será imposible" (Mt 17,20)  o como decimos nosotros "la fe mueve montañas". Por esta razón para tener éxito no debemos dudar de nuestro ángel, debemos confiar en que va a entregar la carta, aunque no lo parezca. Dejamos la carta en nuestra mesita de noche y por la mañana tened por seguro que la carta habrá llegado al cielo, quizás no el papel pero sí su contenido que es lo que importa. ¿Sabéis por qué? Porque Jesús también dijo esto de los ángeles de los niños "Sus ángeles ven continuamente el rostro de mi Padre" (Mt 18, 10)

¿Lo vais a hacer? Seguro que la Virgen María, que es Reina de los ángeles estará muy contenta al ver todas las cosas que estáis dispuestos a hacer por sus hijos, los sacerdotes.

¡Muchas gracias!

Pensamientos. San Agustín

"En lo necesario unidad, en la duda libertad, en todo caridad" 
San Agustín (113)

jueves, 19 de enero de 2017

Lectura breve. Hora Intermedia


Hermanos: vuestra vocación es la libertad, no una libertad para que se aproveche el egoísmo; al contrario, sed esclavos unos de otros por amor. Pues toda ley se concentra en esta frase: amarás al prójimo como a ti mismo. (Ga 5, 13-14)


Lectura breve. Laudes


El reino de Dios no es comida ni bebida, sino justicia y paz y gozo en el Espíritu Santo, pues el que en esto sirve a Cristo es grato a Dios y acepto a los hombres. Por tanto, trabajemos por la paz y por nuestra mutua edificación. (Rm 14, 17-19)

miércoles, 18 de enero de 2017

Oración del Santo Padre Juan Pablo II en la leprosería de Marituba


ORACIÓN DEL SANTO PADRE JUAN PABLO II
EN LA LEPROSERÍA DE MARITUBA

¡Señor: con la fe que nos disteis, os confesamos
Dios Todopoderoso, nuestro Creador y Padre providente,
Dios de esperanza, en Jesucristo, Nuestro Salvador,
Dios de amor, en el Espíritu Santo, nuestro consolador!

Señor: confiando en vuestras promesas que no pasan,
queremos vivir siempre en Vos, buscar alivio en el dolor.
Con todo, discípulos de Jesús como somos; ¡no se haga lo que queremos,
hágase vuestra voluntad, en todo nuestro vivir!

Señor: agradecidos por la predilección de Cristo,
por los leprosos que tuvieron la dicha de entrar en contacto con Él,
viéndonos en ellos... os agradecemos también los favores
en todo lo que nos ayuda, alivia y conforta:
os damos gracias por la medicina y los médicos,
por la asistencia y los enfermeros, por la condiciones de vida,
por los que nos consuelan y por los que son consolados por nosotros,
por los que nos comprenden y aceptan y por los demás.

Señor: concedednos paciencia, serenidad y valor;
haced que vivamos una caridad alegre, por vuestro amor,
para con quien sufre más que nosotros y para con otros que,
aun no sufriendo, no tienen claro el sentido de la vida.

Señor: queremos que nuestra vida pueda ser útil, servir:
para alabar, agradecer, reparar e impetrar, con Cristo,
por los que os adoran y por los que no os adoran, en el mundo,
y por vuestra Iglesia, extendida por toda la tierra.

Señor: por los méritos infinitos de Cristo, en la cruz,
"siervo doliente" y hermano nuestro, al cual nos unimos,
os pedimos por nuestras familias, amigos y bienhechores,
por el buen resultado de la visita del papa y por Brasil.

Amén.

(Leprosería de Marituba, Belém, 8 de julio de 1980)

Pensamientos. Papa Francisco


Es bien conocida la conversión de san Francisco de Asís: el joven Francisco abandona las riquezas y comodidades para hacerse pobre entre los pobres; se da cuenta de que la verdadera riqueza y lo que da la auténtica alegría no son las cosas, el tener, los ídolos del mundo, sino el seguir a Cristo y servir a los demás; pero quizás es menos conocido el momento en que todo esto se hizo concreto en su vida: fue cuando abrazó a un leproso.
Papa Francisco. Discurso, 24 de julio de 2013

lunes, 16 de enero de 2017

Señor Jesús, sacerdote eterno

Señor Jesús, sacerdote eterno, que has querido que tu pueblo participara de tu sacerdocio,
-Haz que ofrezcamos siempre sacrificios espirituales, agradables a Dios.

Diario de Santa Faustina (300) La misericordia es el atributo más grande de Dios




"Mi Corazón se alegra de este título de misericordia. Proclama que la misericordia es el atributo más grande de Dios. Todas las obras de Mis manos están coronadas por la misericordia." (Diario de santa Faustina, 300)

domingo, 15 de enero de 2017

Pensamientos. Madre Teresa de Calcuta


No nos contentemos con dar sólo dinero; el dinero no es suficiente; hasta se puede conseguir. Los pobres necesitan que vuestras manos los sirvan, necesitan que vuestro corazón los ame. La religión de Cristo es el amor, la difusión del amor...

Trato de dar a los pobres por amor lo que los ricos pueden conseguir con dinero. No, yo no tocaría a un leproso por mil euros; sin embargo, lo curo de buen grado por amor a Dios. (GG, pp. 51-52)