Obra de misericordia espiritual. Ofrecimiento del dolor por los pastores de la Iglesia

Obra de misericordia espiritual. Ofrecimiento del dolor por los pastores de la Iglesia

miércoles, 28 de junio de 2017

Familia escudo en Valladolid


Muchas gracias a la familia de María que nos ha hecho llegar esta preciosa fotografía. Esta preciosa familia escudo compuesta por cinco personas pertenece a la diócesis de Valladolid (España).

¡Que Dios os bendiga!


Enseñemos a nuestros hijos a orar


Pensamientos. Madre Teresa de Calcuta


La peor de las enfermedades hoy día no es la lepra ni la tuberculosis sino el sentimiento de verse indeseados, de no ser amados, de sentirse abandonados de todos.

Madre Teresa de Calcuta

Oración para ofrecer la comunión por los sacerdotes


Padre Celestial, para mayor gloria de tu Santo Nombre, te ofrecemos al Verbo Encarnado que acabamos de recibir en el Sacramento de su Amor, y en quien tienes todas tus complacencias. Nos ofrecemos en su unión por manos de María Inmaculada, por la santificación y multiplicación de tus sacerdotes.

Derrama en ellos tu Divino Espíritu, enciéndelos en amor a la Cruz y haz muy fecundo su apostolado. Amén.

lunes, 26 de junio de 2017

Consolemos el Sagrado Corazón de Jesús

Querid@s pequeñ@s escudos,

Ya hemos vistos en varias ocasiones que podemos consolar el Sagrado Corazón de Jesús ayudando a nuestros sacerdotes.

¿Cómo podemos ayudar? 


Colaborando en la recogida de alimentos, ropa, mercadillos solidarios, etc.




Señor, te pido por tus sacerdotes

Señor, te pido por tus sacerdotes



Que cuando, día a día, te traigan el Pan convertido en tu cuerpo, ello no les vuelva rutina, sino diario milagro.

Que su trato con las almas sea siempre para dejar en ellas el amor y el valor que Tú nos entregas.

Que el espíritu viviente en carne y hueso, sean como Tú, profundamente humanos y perfectamente divinos...

Que cuando el desánimo y la debilidad los agobien en el camino de su vida, estés Tú, como Cireneo para llevarles la Cruz y volvérselas en gozo.

¡Y que nunca falte quien ore sin cansarse por ellos!

Amén

Fuente: www.la-oracion.com - P. Evaristo Sada, L.C.

El sacerdote: La llamada "¡Ven y sígueme!"